Ensaimadas con un toque de Anís Chinchón

¿A quién no le gusta una Ensaimada recién salida del horno?

 

Esta deliciosa pieza tradicional mallorquina cuenta con un valor histórico y cultural incalculable. Se dice que su forma se asemeja a los turbantes árabes y que su nombre proviene de la palabra “saïm” que significa “manteca de cerdo” en árabe.

 

La tradicional Ensaimada de Mallorca no lleva ningún relleno, sin embargo, nos las podemos encontrar rellenas de cabello de ángel, nata, crema pastelera, crema quemada, chocolate, sobrasada y nuestra preferida: con un toque de Anís Chinchón Dulce.

 

En Cocina Con Chinchón nos hemos atrevido a hacer una versión de esta fantástica receta, ¿os animáis a realizar estas delicias para pasar un día muy dulce? 😉

 

Ensaimada con un toque de Anís ChinchónIngredientes

 

250 g de harina de fuerza

75 g de azúcar glas

50 g de manteca de cerdo

75 g de mantequilla

3 huevos

10 g de levadura prensada

125 ml de leche tibia

1 toque de Anís Chinchón Dulce

 

Elaboración

 

En un bol, añadir el azúcar, los huevos, una cucharada de manteca y un toque de Anís Chinchón Dulce. Mezclar el agua con la levadura, disolver y añadir al bol. Con la ayuda de un colador o tamiz, añadir la harina y amasar.

Esta masa se debe trabajar muy bien y se recomienda untar un poco de aceite de oliva en las manos para terminar de amasar. La contextura final debe ser muy elástica.

Dejar reposar toda la noche dentro del horno apagado o en un sitio libre de corrientes de aire, hasta que doble su volumen.

 

Cortar los trozos de masa, esto dependerá del tamaño que se quiera obtener, dejar reposar durante 45 minutos.

 

Preparar la bandeja de horno y engrasar.

 

Para facilitar la manipulación de la masa, se recomienda aceitar un poco el área de trabajo para evitar que se pegue. Con un rodillo, estirar la masa y esparcir la manteca por encima, cubriéndola muy bien. Con las manos, dar un último “estirón” a la masa, tratando de dejarla lo más fina posible, enrollarla a lo largo y después envolver la masa en forma de espiral sobre la bandeja de horno. Se debe dejar un espacio adecuado entre las ensaimadas. Una vez todas las ensaimadas estén en la bandeja, introducirlas nuevamente en el horno hasta que dupliquen su volumen.

 

Una vez duplicado su tamaño, encender el horno 160º y hornear durante unos 20 minutos aproximadamente o cuando doren. Retirar del horno y espolvorear con el azúcar glas.

 

Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter @AnisChinchon Síguenos en Instagram @CocinaConChinchon

Print Friendly