Bizcocho de piña y mango volteado

 

986539_10152159970548018_2065667313_n

INGREDIENTES

  • 10 cucharadas de mantequilla sin sal a temperatura ambiente.
  • Medio mango picado en rodajas.
  • 1 Piña pelada y cortada en rodajas.
  • ½ taza de azúcar moreno.
  • 1 1/2 taza de harina.
  • ½ cucharadita de sal.
  • ¼ de cucharadita de levadura.
  • ¼ de  cucharadita de bicarbonato de sodio.
  • 1 taza de azúcar.
  • 2 huevos.
  • 1 cucharadita de vainilla.
  • 1 cucharadita de Anís Chinchón.
  • ¼ de taza de buttermilk.

 

Paso 1:

Precalentar el horno a 170 ºC. Untar con mantequilla un molde de 20cm x 20cm y cubrir con papel de horno. Cortar con la ayuda de un cortagalletas redondo el centro de la piña  eliminando

el corazón de la misma, con ese mismo cortagalletas cortar círculos de mango para rellenar los orificios de la piña.  Cortar el restante de la fruta en trozos y colocar en un colador para drenar el jugo.

Paso 2:     

En un bol y con una batidora eléctrica, mezclar el azúcar moreno con 2 cucharadas de mantequilla durante 3 minutos.  Untar con la mezcla el molde ya preparado.

Paso 3 :

Mezclar la harina, la sal, el bicarbonato y la levadura hasta que estén bien combinados.  Colocar las frutas en rodajas en el molde con azúcar.

Paso 4:

Mezclar el resto de la mantequilla con el azúcar hasta que la mantequilla esté blanca y suave. Agregar uno a uno lo huevos e incorporar  la vainilla y el Anís Chinchón.

Colocar poco a poco los ingredientes secos (harina, levadura y bicarbonato) e ir mezclando a velocidad media. En cada adicción de harina ir agregando un poco de buttermilk.

Paso 5:

Esparcir la fruta picada en el molde, encima de la mezcla de mantequilla y azúcar, posteriormente colocar la mezcla de bizcocho.

Paso 6:

Hornear durante aproximadamente 50 minutos. Voltear el bizcocho sobre una rejilla y dejar enfriar durante 30 minutos. Retirar el papel de horno y disfrutar mientras esté tibia.

 

Os dejamos también la receta para hacer  Buttermilk casero! 🙂

 

BUTTERMILK CASERO

◦     250 ml. de leche desnatada o semidesnatada

◦     1 cucharada de zumo de limón (Medida americana 15 ml.)

Echar el zumo de limón a la leche. Revolver y dejar reposar durante 10 minutos a temperatura ambiente. Tendrá la apariencia de leche cortada o yogur muy líquido. Ésta es la textura que queremos obtener, revolverla y utilizarla directamente. No es necesario colarlo.

 

Esperamos que lo disfrutéis! 🙂

 

Print Friendly