La Bûche de Noël

Labuchedenoel

¿Aún no tienes postre para estas navidades? Hoy os traemos un Tronco de Navidad de origen francés muy parecido a nuestro tradicional Brazo de Gitano, La Bûche de Noël.

Un postre que visualmente nos evoca a esos troncos que se almacenan durante el otoño para acabar en las chimeneas durante las cenas de navidad. Una propuesta ideal para preparar en casa en estas fechas.

Es un espectacular “Tronco de Navidad” representado por un pastel con todos sus detalles. Con el relleno de crema de mantequilla logramos conseguir un efecto visual que al cortarlo nos rememora a la auténtica madera. El bizcocho se recubre de un glaseado de chocolate o crema de café que nos permite simular los surcos del tronco.

Y si además queremos añadir algún elemento más de decoración, os proponemos espolvorearlo con azúcar glas para reproducir la escarcha de este frío invierno.

Mirando el resultado final, resulta imposible no lanzarse a la cocina para intentarlo.

 


Labuchedenoel2
INGREDIENTES BIZCOCHO

6 yemas de huevos

200 gr. de azúcar

180 gr. de harina

INGREDIENTES CREMA DE MANTEQUILLA

300 g de mantequilla

150 g de azúcar

2 yemas de huevo

2 cucharadas de café

2 cucharadas de Anís Chinchón

5 barritas de chocolate derretido

 

PREPARACIÓN

Precalentar el horno a 180º.

Lo primero que debemos hacer es batir en un bol grande las yemas con el azúcar hasta que estén a punto de nieve. Posteriormente añadir las claras, la harina y batimos.

Forrar el recipiente con papel encerado, verter la mezcla y llevar al horno entre 7 y 10 min.

Transcurrido ese tiempo sacar el recipiente del horno y enrollar el bizcocho sin quitar el papel.

Dejar reposar.

CREMA DE MANTEQUILLA

Batir la mantequilla con el azúcar en un bol.

Añadir las yemas, el café (previamente disuelto en un poco de agua), el anís de chinchón, el chocolate y mezclar hasta que quede una crema homogénea.

Quitar el papel del bizcocho y untarlo con la crema resultante. Enrollar de nuevo el pastel y cortar ambos extremos.

Dejar reposar.

COBERTURA DEL BIZCOCHO

Para realizar la cobertura utilizaremos la crema que nos ha sobrado. Con una espátula o una manga pastelera recubrir el exterior del bizcocho. Nos podemos ayudar de un tenedor para imitar la corteza del tronco de árbol.

¡¡Ya lo tenemos!! A esta decoración le puedes añadir todo lo que se te ocurra.

Reservar en el congelador durante un par de horas antes de servir en la mesa.